Compartir

La Mesa de Unidad Democrática (MUD) evidenció este miércoles la fractura e inconsistencia que vive, por falta de consenso interno. La definición respecto a qué estrategia, candidato y cómo elegirlo nunca llegó, rechazando la posibilidad de cambio de Régimen, el próximo el 22 de abril.

El reclamo ciudadano no se hizo esperar ante el anuncio de la MUD de que no participará en los comicios, el mensaje central del sentir ciudadano es: “la abstención y no participación es un error más de la oposición”.

En total son cinco procesos electorales a los que la MUD ha renunciado: 2005 (elecciones Asamblea Nacional); 2017 (Asamblea Constituyente), 2017 (Gobernadores), 2017 (Alcaldes) y 2018 (Presidencia).

En el caso de la elección de gobernadores la coalición opositora criticó todo el proceso electoral y con escasa organización para la observación de las mesas electorales, llamaron al abstencionismo, dejando al chavismo con el triunfo ante la ausencia de votos de la oposición. De 23 gobernaciones, los aliados de Maduro obtuvieron 18 de ellas.

En ese mismo año, semanas después, se eligieron 335 alcaldes y la MUD no cambió su posición. La falta de una estrategia única y de unidad fue evidente cuando retomaron el argumento de boicotear las elecciones para que el chavismo no gane. El resultado fue todo lo contrario y el presidente, Nicolás Maduro obtuvo mayor impulso político.

En el caso de la elección de la Asamblea Nacional Constituyente denunciaron unas elecciones a la medida del Régimen y tampoco participaron. Para el analista político, Ismael Pérez Vigil, la oposición tiene mucha responsabilidad: “sin excepción, convocaron a la abstención o no participación en ese evento del 30 de julio … fue una verdadera “posición unitaria”, que a falta de explicación y liderazgo se convirtió en una derrota política”.

A decir de Pérez, ningún partido ni líder político opositor asumió la tarea de explicar por qué no se pudo actuar a tiempo y evitar la avalancha de triunfos chavistas.

“Tras las debacles electorales de 2017, no se ha propuesto ninguna alternativa, generalizable, movilizadora, organizada o que pueda dotar de un objetivo, de una ruta, de un proyecto de salida, a la oposición… todo ha sido recriminaciones, descalificaciones, declaraciones, retórica pura, es decir: nada, el mismo error que el cometido por los líderes tradicionales que tanto han criticado y descalificado”, afirma el politólogo.

El coordinador político de la Mesa de Unidad Democrática (MUD), Ángel Oropeza, anunció que no participarán en las elecciones, 21 de febrero 2018.